Patrimonio

 
El trigo y el maíz se transformaban en harina en los molinos hidráulicos del Gobela. Cinco de ellos permanecen en pie: Kukullaga, Itza, Errotatxu, Goiko Errota y Poza. El primero tiene una curiosa antepara cilíndrica de sillería, y el último se eleva sobre tres arcos de piedra labrada que dan paso a la estolda.